Skip to main content

¡¡Ser policía!!

Los policías en México, al desempeñar su cargo, generalmente son acusados de abuso y corrupción, incluso de coludirse con el crimen organizado. Y es cierto que muchos de ellos caen en la tentación y se enriquecen realizando tareas ilícitas, pero hay un ángulo que hace tiempo quiero abordar: ¿Qué implica ser policía en México?

En nuestro país, la inseguridad nos da una tasa de asesinatos de 27.9 por cada 100 mil habitantes, que es alarmante y nos tiene a todos en vilo y con miedo, pero la tasa de policías asesinados por cada 100 mil policías es de 151.7; es decir, 5 veces más alta que la población general. Cifras al 24 de marzo del 2021.

Para nadie es secreto que los salarios de los policías son bajos, que no tienen prestaciones sociales y cargan con el desprestigio histórico de corrupción endémica, además no los capacitan en forma adecuada, se sabe que no tienen armas y tampoco equipo de apoyo. Muchos compran su arma y sus cartuchos, incluso sus uniformes.

El presidente de México ha creado la Guardia Nacional y pretende militarizarla legalmente, aunque de facto ya es militar y depende del Ejército. El presidente no tiene un plan para ayudar a las entidades federativas ni a los municipios para rescatar a sus corporaciones policiacas, al contrario, cada vez reciben menos apoyo.

Nadie entiende que para resolver el enorme problema de la inseguridad deben trabajar unidos los tres órdenes de gobierno; está demostrado que nadie puede solo, ni el Ejército ni la Marina pudieron. Su ADN no incluye cómo ser policías.

Debemos cambiar de fondo, desde los Municipios la honestidad, imagen, capacidad y dotarlos de lo necesario, como un sueldo decente, armas útiles y de poder para lo que enfrentan, aunque no sea su función, porque de pronto se presenta una balacera y carecen de lo necesario para hacerle frente. Los sicarios tienen armas de alto poder y pueden masacrarlos.

El estado tiene que hacer lo propio y dar un giro de 180 grados a la forma de capacitar a sus elementos y dotarlos del equipo adecuado, así como sueldo, prestaciones y seguridad para sus familias en caso de que algo pase en cumplimiento de su deber.

La verdad, ser policía en México no es atractivo para una persona honesta. Cualquier ciudadano puede hacer un análisis de su vecino o conocido que es policía y concluirá que no vale la pena ser policía.

Es decir, se dará cuenta de que carecen de respaldo ciudadano, que no tienen el apoyo de sus gobiernos y que exponen su vida de manera dramática porque las organizaciones criminales, con sus sicarios, cuando deciden cometer un ataque masivo de violencia en alguna parte, en ocasiones, ellos, los policías, serán los únicos que están ahí, y totalmente expuestos e indefensos, con sus precarias armas, comparadas con las que tienen los sicarios del crimen organizado.

El desdén de la federación hacia el trabajo de un policía municipal y estatal no concuerda ni le hace justicia a los que tienen la mala suerte de ser los primeros en enfrentar al crimen organizado. Nadie cree que las bandas criminales respetan a un humilde policía de una pequeña localidad, más bien lo obligan a que les sirva de informante o a que les haga mandados en su destartalada, si tiene, patrulla.

Terquedades

En mi pueblo hay muy buenos músicos, pero si quiere un mariachi, lo hallará y amenizarán bien, muy bien su serenata o fiesta, pero los verá vestidos de todos colores y mal combinados. La pandemia los hizo garras (literal). No quiera ver más, igual andan los policías de Janos, Guadalupe, Buenaventura, Saucillo, La Cruz o Jiménez, y muchos de las grandes ciudades que no aceptan aportar las cuotas que exigen los mandos para dotarlos del poco equipo que hay o pagar por trabajar en una zona determinada o asechando vehículos escondiéndose para luego ir por la mordida.

Por eso ya nadie quiere ser policía y el que quiere ya sabe a lo que va y está decidido a hacer lo necesario para evitar ser desdichado como seguramente lo son todos los policías honestos en este país.

¡¡¡Salvemos a México, somos mayoría!!!

Contácteme en:

chihuahuaexpres.com.mx

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

614 235 4796 por WhatsApp

  • Creado el
  • Visto: 381