Skip to main content

Nueva Oportunidad para Inversión Extranjera en el Campo Argentino

La derogación de la Ley de Tierras por parte del presidente Javier Milei ha despertado un renovado interés de inversores extranjeros en el campo argentino. Principalmente estadounidenses, australianos, españoles e italianos están mostrando un creciente entusiasmo por adquirir propiedades agrícolas en el país.

Según datos de la Cámara Argentina de Inmobiliarios Rurales (InCAIR), la compraventa de campos experimentó un aumento del 35% en febrero en comparación a enero, y un 57% respecto a febrero de 2023. "Se anticipó el repunte de la actividad que suele suceder en el mes de marzo", explicó el informe.

Los inversores extranjeros, en su mayoría empresarios con otras actividades principales, ven en Argentina una oportunidad de inversión a largo plazo. Alejandro Luis de Elizalde, presidente de Elizalde, Garrahan y CIA, señaló que "las personas que consultan, lo ven como un desembolso a largo plazo. Tienen otro medio de vida y esto es una forma de poner dinero al resguardo".

La derogación de la Ley de Tierras, que limitaba la venta de propiedades con fuentes de agua importantes o ubicadas en zonas núcleo a extranjeros, ha sido clave para destrabar este interés. Si bien el Senado no aprobó aún el decreto presidencial, el sector confía en que la Cámara Baja dará luz verde, manteniendo así la liberalización de la normativa.

Los inversores extranjeros muestran interés por todo tipo de campos: productivos, de cultivos permanentes como olivos y almendros, e incluso ganaderos. Las propiedades en el "triángulo de oro" productivo, conformado por Rojas, Salto y Pergamino, rondan los 15.000 a 17.000 dólares por hectárea.

Esta creciente actividad en el mercado inmobiliario rural argentino refleja la confianza que genera la política de desregulación impulsada por el presidente Milei, abriendo nuevas oportunidades para la inversión extranjera en el sector agropecuario.

  • Creado el
  • Visto: 386